Home Las amenazas El veneno en Italia

En Italia el problema de el uso de veneno es poco conocido y sale en los diarios solo cuando interese especies de grande impacto mediático o cuando los propietarios de algún perro que sea accidentalmente víctima informen la opinión pública.

Y sin embargo se trata de una cuestión antigua, de una practica barbara que, probablemente, ha desempeñado un papel de primer plano en la extinción o en la drástica disminución en grandes áreas europeas de especies importantes cómo el lobo, el oso, el buitre leonado, el quebrantahuesos, el milano real y el alimoche y que todavía hoy en día en mina la supervivencia.

No obstante las iniciativas llevadas adelante por algunas regiones, municipios, asociaciones, institutos zooprofilácticos y por el Cuerpo Forestal del Estado (CFS), en Italia falta un marco claro de la situación de el uso ilegal de veneno e se conoce solamente la situación de áreas muy limitadas.

En Toscana, en las provincias de Arezzo y Firenze, los casos de envenenamiento de perros domésticos son muy frecuentes y han incluso inducido la administración Provincial de Arezzo a la instalación de letreros de advertencia de la presencia de cebos envenenados en los bosques.

Entre los episodios más famosos y fuertes de envenenamiento de especies selváticas registrados en los últimos años en Italia destacamos:

  • en agosto de 2008, la muerte en Sardegna de tres valiosos ejemplares de quebrantahuesos que habían estado liberados en mayo de 2008 en el marco de un proyecto Interreg Sardegna-Corsica encabezado por la Provincia de Nuoro con el soporte del Gobierno regional de Sardegna y finalizado a la reintroducción de esta especie en la isla. Los animales, después de casi tres meses de la liberación, han sido exterminados con veneno matarratas diseminado en una carcasa de oveja y en otros cebos envenenados;
  • la muerte por envenenamiento en el Parque Regional del Velino-Sirente de 13 buitres leonados en 1998 y 24 en 2007;
  • en enero de 2006, el envenenamiento de 12 buitre leonados acabados de ser liberados en el Parque Nacional del Pollino;
  • los repetidos envenenamientos de la comunidad sobreviviente de buitres leonados de Sardegna, periódicamente engordada con ejemplares de origen española y periódicamente diezmada por el veneno;
  • en enero de 2006, la muerte en la Región de Basilicata de seis lobos, de los cuales dos adultos y cuatro cachorros de un año de edad, cuatro zorros y un milano real, debido a una oveja rellenada con otros cebos envenenados;
  • la matanza, en abril de 2009, de tres lobos, dos hembras y un macho, en el Parque Nacional de los Montes Sibillini, debida a una carcasa de oveja rellenada de veneno;
  • la matanza de tres lobos en el arco de un mes, entre marzo y abril de 2009, en la misma zona del Parque (Provincia de Parma), debida a cebos envenenados con estricnina.

 

Desgraciadamente las dificultades objetivas que hay en encontrar los cebos envenenados diseminados en el territorio y en identificar los responsables para poderlos perseguir judicialmente hacen que haya la impunidad casi total de estos delitos, la cual, seguramente, no desanima la actuación de estas actividades ilegales.

El Proyecto LIFE ANTIDOTO quiere implementar y difundir herramientas eficaces para investigar, perseguir y prevenir la practica del uso de veneno.

 

Oso envenenado
Oso envenenado (imagen cortésemente concedida por el Parco Nazionale d’Abruzzo, Lazio e Molise).
Oso envenenado (imagen cortésemente concedida por el Parco Nazionale d’Abruzzo, Lazio e Molise).
Lobo envenenado
Lobo envenenado (imagen cortésemente concedida por el Parco Nazionale d’Abruzzo, Lazio e Molise).
Lobo envenenado (imagen cortésemente concedida por el Parco Nazionale d’Abruzzo, Lazio e Molise).
Lobo envenenado
Lobo envenenado (imagen cortésemente concedida por el Parco Nazionale dei Monti Sibillini).
Lobo envenenado (imagen cortésemente concedida por el Parco Nazionale dei Monti Sibillini).